mantenimiento-reactivo

MANTENIMIENTO REACTIVO

MANTENIMIENTO REACTIVO

El Mantenimiento Reactivo es el tipo de mantenimiento en el que las acciones se toman tras una falla en el o los equipos, para corregir esa falla o avería, volviendo a dejar el equipo productivo. Más popular y habitualmente se le denomina Mantenimiento Correctivo.
Debido a los problemas que puede causar en Items, máquinas, equipos, instalaciones, etc al parar la actividad o producción de forma reiterada y durante periodos impredecibles, no es nada recomendable usarlo como estrategia de Mantenimiento en equipos o elementos Críticos e indispensables de la empresa o instalación.
VENTAJAS MANTENIMIENTO REACTIVO – CORRECTIVO
  • Nula inversión en tiempo, programación, etc
  • Rentable para equipos poco significativos en cuanto a producción, costes, etc.
INCONVENIENTES MANTENIMIENTO REACTIVO – CORRECTIVO
  • Riesgo de paradas de producción de importancia y de plazos impredecibles.
  • Posibilidad de daños irreparables en equipos o elementos caros.
  • Costes de compra, transporte urgente de repuestos o elementos sustitutivos.
  • Imposibilidad de optimización de plantilla para Dpto. de Mantenimiento.
  • Aumento del riesgo y gravedad de accidentes laborales.
Aunque en la práctica siempre habrá un porcentaje de Mantenimiento Reactivo o Correctivo en la Gestión de Activos, se ha comprobado que disminuirá de forma automática cuando se  comienzan  a realizar las adecuadas tareas de los otros tipos de Mantenimiento, como Mantenimiento Proactivo, Mantenimiento Predictivo, Mantenimiento Preventivo Directo o Periódico – FTM (Fixed Time Maintenance), hasta que pueda quedar reducido a entre un 5% y un 10%, valor que, obviamente, variará en función de cada sector industrial y Planta.

Contestar